La aventura de Cecilia y el Dragón

De: Lawrence Schimel
Ilustraciones: Sara Rojo Pérez

Escogí este libro porque siempre me han gustado las historias de dragones. Y más aún la disyuntiva de que fuera una niña y no un niño el protagonista.

Cecilia es decidida. Tiene claro su objetivo. Es una chica intrépida, que clama por un poco de aventura en su vida.
Nada de esto aparece en la portada, o en los dibujos de estilo medieval que decoran el cuento.

Tiene trazos lineales, con figuras planas, sin demasiado volumen. Apenas marcado con algún detalle o sombreado. Predominan el marrón y el naranja, haciendo destacar al dragón verde azulado que ocupa dos páginas justo en el centro de la encuadernación. Sin duda la ilustradora quería que despreciáramos al dragón frente a la niña.

En ocasiones el texto está enmarcado en un recuadro sobre fondo blanco, que hace destacar el motivo, como si fuera un libro medieval.

Mientras vas leyendo descubres el verdadero mensaje que la protagonista quiere enviar a nuestras niñas, especialmente. Es un guiño a la figura de la mujer que aborda su destino.¡En esta vida hay que ser valiente, decidida!
Además, hay que saber enfrentarse a los propios sueños. A veces la meta se vuelve decepcionante. Es el momento de un ser inteligente, rectificar y dar un giro a tu aventura.

¿Cuál es el final? Sencillo. Sutil y certero como la flecha de un arquero.
Los caminos siempre llevan hacia algún sitio, y normalmente no es el que planeas. Sin embargo, Cecilia finalmente deja a un lado la monotonía y descubre algo mucho más grande que un dragón.

Al investigar a Lawrence Schimel, entiendo por qué nos hace reflexionar sobre los roles, el sexismo y mucho más. Os invito a descubrir a este escritor en literatura juvenil, donde nuestros adolescentes se enriquecerán, y nosotros también.

Deja un comentario

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
Share This